,

Consejos para conducir relajado

tips para relajarse al volante

Millones de personas cogen el coche a diario y pasan horas en él, desplazamientos al trabajo, atascos, etc., lo que genera grandes dosis de estrés al volante. Esta tensión puede poner en riesgo la seguridad vial, por lo que es importante que se sepa manejar y controlar.

Cuando cogemos el coche con estrés, volcamos nuestras iras con el resto de conductores, incluso muchas veces, son otros conductores los que nos pueden generar tal situación estresante. Ya sea por una razón o por otra, esto puede ser tan peligroso como coger el coche bajo los efectos del alcohol, por esto os hemos preparado un listado con consejos que te ayudarán una conducción Zen y a ser un conductor más relajado.

 

Tips para un conductor Zen:

  1. Relájate: Realiza ejercicios de respiración que te ayuden a adoptar un estado más tranquilo para enfrentarte a la carretera. Evita hiperventilar y resoplar, tómate tu tiempo y respira profundamente. Además, hacer estiramientos de cuello, estirar las piernas y relajar los brazos con movimientos circulares en las muñecas, te ayudarán a la relajación y a conducir más seguro.
  2. Mantén una postura adecuada: Regula tu asiento hasta encontrar el punto en el que estés más a gusto y que te permita llevar la espalda apoyada al respaldo. Adopta una postura cómoda al volante para evitar la tensión.
  3. Cuida la temperatura del coche: Presta atención a las condiciones en las que conduces, no lleves demasiado calor ni demasiado frío. Recuerda que la temperatura ideal se encuentra entre los 20-24 grados y que es recomendable cerrar las ventanillas para aislarte del exterior..
  4. Utiliza la música que te gusta. La música es la gran aliada de un conductor relajado. Lo ideal es poner música adecuada con tu estado de ánimo y que te guste: alegre cuando estés triste, relajante cuando te sientas más nervioso y música más marchosa por las mañanas cuando vas medio dormido o un programa de radio que te haga estar positivo.
  5. Consigue un interior ordenado y agradable. Haz que tu coche sea un lugar donde te encuentres bien, limpio y con un olor que te agrade.
  6. Evita las distracciones al volante. Los WhatsApp de los amigos, la voz del GPS…son todo acciones que contribuyen al despiste mientras conducimos y que generan un estrés que podemos evitar fácilmente. Silencia y guarda el móvil mientras estás al volante y si es posible, silencia tu navegador si lo estás utilizando.
  7. Observar el entorno es una de las claves del conductor Zen. Cuando conduzcas fíjate en lo que te rodea y anticípate a lo que hagan el resto de conductores de forma tranquila y sin apresurarse.

En definitiva, relajarse y adoptar todos estos consejos te ayudarán a mejorar no sólo tus habilidades al volante, sino que te permitirán enfrentarte al tráfico o a muchas horas al volante sin que el estrés se apodere de ti o que la tensión afecte a tu forma de conducir.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario